Buscar algo en la guantera, conectar el navegador o acceder a internet son algunas de las acciones que provocan una mayor distracción

15 millones de conductores reconoce distraerse al volante

¿Sabías que casi la mitad de los conductores en España reconoce distraerse al volante? Un peligroso hábito que reconocen tener cerca de 15 millones de conductores en España, casi la mitad del censo. Por ello el RACE (Real Automóvil Club de España), BP y Castrol lanzan una campaña de concienciación para reducir este peligroso hábito de manipular elementos en el interior del vehículo, que afecta a casi la mitad del censo de conductores.

Está claro que las distracciones pueden provocar más de un serio accidente, incluso la muerte, e iniciativas como las llevadas a cabo por el RACE, BP y Castrol para la concienciación de lo que supone las distracciones al volante son todo un acierto en un mal que afecta a seis de cada diez conductores en España. Por ello el responsable de seguridad vial del RACE, Tomás Santa Cecilia avisa de la necesidad de tomar conciencia frente a este riesgo, que se incrementa cuando los conductores manipulan elementos tecnológicos que portan los automóviles de nueva hornada.

La mencionada campaña tiene su base en un estudio, realizado por las empresas mencionadas con anterioridad, a través de una encuesta realizada a 1000 conductores de todas las edades y de todas las comunidades autónomas, la cual revela que los ciudadanos son conscientes del riesgo que supone la distracción, aunque el 58 por ciento reconoce haber manipulado elementos en el interior de su coche a la vez que conducía.

Según afirma el citado estudio, el 72 por ciento de los encuestados, se han distraído cuando han intentado acceder a internet o cuando han manejado el navegador, mientras que el 63 por ciento han perdido la atención al volante al sincronizar dispositivos y un 59 por ciento lo han hecho al buscar objetos en la guantera del coche. De todas estas acciones un 1 por ciento han acabado en accidente y un 5 por ciento en situaciones que entrañan mucho riesgo.

Los conductores españoles realizan, de manera habitual, estas acciones asociadas a otras correspondientes al manejo normal de su vehículo, que implican un menor nivel de distracción tales como utilizar las luces o el limpiaparabrisas en un 97 por ciento, subir o bajar las ventanillas en un 94 por ciento, regular el aire acondicionado en un 89 por ciento o manipular la radio mp3 o escuchar CD’s en un 88 por ciento.

Sin embargo, hay otras acciones, que aparte de distraer algo más hacen perder al conductor la atención en la carretera tales como regular los retrovisores mientras está al volante – un 42 por ciento de los conductores -, manejar el navegador/GPS – un 28 por ciento y regular la posición del asientos o del reposacabezas – un 22 por ciento -.

Acciones, todas estas, que según los responsables del estudio, deberían realizarse antes de comenzar el desplazamiento, con el vehículo parado, para no poner en peligro la circulación.

Entre las acciones que entrañan ‘mucho riesgo’ los encuestados las centran en cuatro: utilizar el ordenador de a bordo (22 por ciento), buscar objetos en la guantera (16 por ciento) , sincronizar dispositivos del coche (14 por ciento) y acceder a internet (4 por ciento).

¿Las nuevas tecnologías aumentan el peligro? Otro de los puntos que deja patente el informe es que la paulatina llegada de las nuevas tecnologías al mundo del automóviles, tales como el control de crucero, control de tracción, detector de fatiga, asistente a la frenada, control de estabilidad (ESP), junto al desconocimiento y poca asimilación que realizan los conductores de las mismas hace que un 13 por ciento de estos se sientan estresados por estos nuevos dispositivos y el 20 por ciento se sientan distraídos por su manejo.

Llama aún más la atención que un dispositivo tan popular como el control de estabilidad (ESP), que ahora forma parte del equipamiento de serie en todos los coches nuevos fabricados a partir de 2014, no sea conocido por un 44 por ciento de los conductores, mientras el 20 por ciento no sabe si lo incorpora el teléfono y un 58 por ciento ni siquiera sabe cómo funciona.

Con tales resultados, no es de extrañar que el 95 por ciento de los encuestados se encuentran a favor de que hayan formación sobre las nuevas tecnologías. Además y para vconcienciar de la sec hesitad de estar atentos al volante mientras se conduce, RACE y BP Castrol vuelven a poner en marcha por cuarto año consecutivo una campaña, que en esta ocasión lleva por nombre #manosalvolante, en la que a través de infografías, videos informativos, entrevistas a personalidad relevantes y concursos en Facebook se ponga freno a las distracciones ¿Lo conseguirán? De momento, van por el buen camino.

Artículos relacionados:

etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>