¡Por una movilidad eléctrica!

En plena Semana de la Movilidad, iniciativas como la planteada por la Asociación Madrileña del Vehículo Eléctrico (AMVE) con la Marcha del Vehículo Eléctrico por Madrid, que camina ya por su segunda edición, no puede sino ser bienvenida por quienes apuestan por la movilidad sostenible y la ausencia de contaminación en el intenso tráfico de las grandes ciudades.

El citado evento que discurrirá por las calles de Madrid y consiste en una marcha a baja velocidad abierta a vehículos eléctricos, híbridos y enchufables, además de motos eléctricas, bicicletas eléctricas, Segways y cualquier otro medio de transporte capaz de funcionar con baterías, se ha chocado de bruces con el Ayuntamiento de la capital. Vaya, con la Iglesia hemos topado, como diría aquel y es que el consistorio madrileño lejos de volcarse en apostar por una ciudad alternativa, sin tanto ruido y con transporte sostenible, prestan una escasa ayuda, por no decir nula, para el desarrollo de esta marcha, como así lo deja caer el presidente de AMVE, Javier Blanco.

Y es que el citado evento casi coincide con el ‘sacro’ Día sin Coches, que se celebrará el próximo lunes, al que el ayuntamiento presta una especial atención para celebrar esta jornada de autoreflexión sobre el automóvil y que no vamos a criticar porque también tiene su sentido. La concienciación a los conductores sobre la necesidad de desarrollar pautas de conducta que no restrinjan sus desplazamientos y que sean compatibles con la protección del medio ambiente, no cabe duda que contribuye a mejorar la calidad de vida. Aunque también el sector de la automoción, consciente de esta situación, apuesta cada vez más por un automóvil más limpio y el hecho de que haya iniciativas que partan de asociaciones como esta se merece de una mayor atención y apoyo.

Desde estas líneas, apelamos al sentido común por parte de los responsables del Ayuntamiento de Madrid facilitando el desarrollo de la marcha con medidas como el acotamiento de una zona más o menos amplia, donde los propietarios de estos coches no sólo puedan aparcar sus vehículos sino que también puedan enseñar los mismos o por qué no, atender a los curiosos aficionados que se acercan a conocer cómo es su funcionamiento.

La movilidad de una ciudad más limpia es posible si entre todos ponemos nuestro granito de arena, pues muchos granos suman una gran montaña que bien podría ser la de la sostenibilidad, que bien podría paliar los problemas de la movilidad urbana, la contaminación del aire y el ruido ¿No creen?

Artículos relacionados:

Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>