Refinamiento y ahorro por tierras de Jaén

Audi A5 Sportback 2.0 TDI Ultra 163 CV 6 vel.

Elegante, cómoda y refinada por donde las haya, así es la atractiva berlina de estilo coupé Audi A5 Sportback en su eficiente versión Ultra, que acompañada del motor 2.0 TDI 163 CV y el cambio manual de seis velocidades, promete un considerable ahorro de carburante con el paso de los kilómetros, donde saca a relucir su silencio y suavidad en marcha. Ciertamente que nos lo ha demostrado, con consumos por debajo de los 6,0 l/100 km en nuestro particular viaje por la provincia con mayor número de castillos y cuyo territorio ha sido escenario de batallas que cambiaron el rumbo de la historia, como es Jaén. Súbete a bordo de nuestro protagonista y sumérgete por un itinerario plagado de historias y fortalezas, como es la Ruta de los Castillos y Batallas.

FOTOS EXTERIORES

FOTOS INTERIORES

Imagen de previsualización de YouTube

En ruta con… Te levantas en Madrid uno de esos días que luce un sol radiante y emprendes tu viaje hacía Jaén, una tierra de paso y frontera donde la naturaleza, el arte y la historia convierten a esta enigmática provincia en un paraíso interior. Ante un mar de olivos por testigo circulamos con un vehículo, que mezcla los atractivos rasgos del coupé con la versatilidad de uso de la berlina en una práctica carrocería alargada denominada Sportback. Una original e interesante alternativa al conservador A4.

El más eficiente de la gama Bajo el capó del Audi A5 Sportback 2.0 TDI Ultra emerge un cuatro cilindros turbo diesel de dos litros de cilindrada y 163 CV, asociado en esta versión únicamente al cambio manual de seis velocidades y a la tracción delantera.

Llegados a este punto os preguntaréis ¿qué es Ultra? Una manera de designar a las versiones más eficientes de Audi y que en ésta, en concreto, aplica una serie de medidas a su motor 2.0 TDI, destinadas a cumplir con la normativa Euro 6, tales como unos desarrollos de la transmisión más largos en las últimas marchas, la adopción del sistema start-stop, los neumáticos de baja resistencia a la rodadura, una optimización aerodinámica con el carenado de bajos y la rebaja de la altura de la carrocería; así como la dotación de programas de eficiencia en el sistema Audi drive select, que por otro lado contribuyen a aumentar la autonomía del depósito.

Su motor de cuatro cilindros y dos litros diesel sobrealimentado mediante turbo de 163 CV destaca por su buena respuesta a bajo régimen ofreciendo un buen par motor de 400 Nm entre las 1.750 y las 2.750 rpm y su elasticidad, estirándose hasta las 4.500 vueltas. También resalta por su consumo contenido, que aunque en la prueba no es tan optimista como el registro declarado por Audi con una media homologada de 4,3 litros/100 km, en nuestro caso ascendía a 5,8 l/100 km. Una cifra que no está nada mal si tenemos en cuenta su peso en vacío de 1.660 kilos. Además le permite contar con una autonomía por encima de los 800 kilómetros.

Y eso no es todo lo bueno que ofrece este motor pues también podemos calificarlo de refinado y más bien silencioso, donde tan sólo se aprecia el típico traqueteo de diesel al ralentí. Incluso las vibraciones no se transmiten al volante, pomo y pedalier.

Este A5 Sportback ha sido equipado con uno de los sistemas Start/Sop más suaves del mercado. Por otro lado, su transmisión resulta correcta en cuanto a tacto y manejo con un pomo del cambio de accionamiento suave y preciso en las inserciones con unos largos desarrollos en quinta y sexta marcha destinados al ahorro del combustible.

Viajando impregnados de historia Subidos a bordo del mismo emprendemos nuestro particular camino histórico en dirección al Castillo de Santa Catalina. Una fortaleza que fue entregada, allá por 1246 al rey Alhamar de Arjona, a cambio de permitirle fundar el reino nazarí de Granada. En realidad el “Castillo de Jaén” como comúnmente se le denomina es un conjunto de tres fortalezas que reciben los nombres de Alcázar Viejo, Alcázar Nuevo – también llamado Castillo de Santa Catalina – y el llamado Abrehuí. El Alcázar Viejo fue construido en la época Califal y reforzado en época almorávide hasta ocupar toda la cresta a través de un recinto cerrado por muros de tapial, con torres de planta cuadrada. Por su parte, el Alcázar Nuevo se encuentra al este del Alcázar Viejo articulándose con éste mediante una gran Torre del Homenaje. Por último el Abrehuí, prologaba el Alcázar Viejo hasta el portichuelo que servía de acceso al cerro. En este fantástico enclave ocupado en la actualidad por el Parador Nacional de Turismo se divisa una vista espectacular de la capital jienense con la catedral de fondo, además del valle del Guadalquivir y las comarcas más alejadas.

La llegada hasta este Alcázar, situado a 5 kilómetros de la capital de Jaén, es a través de la sinuosa carretera JA-3033, a la que accedemos desde la autovía J-14 o carretera de Granada. En este tipo de vías de circunvalación de Jaén, que se encuentra en continuo ascenso y donde las curvas se suceden, el A5 Sportback se muestra tan agradable y fácil de conducir como en la autovía A4 en la que realizamos nuestro viaje hasta la capital del Santo Reino, como se conoce a Jaén. Aquí su calidad de rodadura es grande, tanto que el ruido producido por el contacto de las ruedas con el asfalto parece imperceptible. Nuestra unidad montaba la suspensión deportiva “S line”, que aporta firmeza en la extensión de los amortiguadores permitiendo circular rápido en las curvas disfrutando de la conducción. Sin embargo, a cambio de esa agilidad en marcha, los ocupantes notan las irregularidades del asfalto, aunque no en demasía. Además su dirección, ahora accionada por un motor eléctrico, se endurece en pleno apoyo en curva, transmitiendo en todo momento sensación de control sobre el vehículo.

Desde el Castillo de Santa Catalina deshicimos el camino hasta Jaén para continuar por la autovía A-316 en dirección a Martos y su campiña olivarera, salteada por millones de árboles y castillos rurales, que defendieron ese flanco fronterizo. Precisamente en este lugar, a unos 11 kilómetros de la capital, nos desplazamos hasta el Castillo de la Villa, en Martos. Próximo al santuario y al ayuntamiento, esta fortaleza, una de las más importantes de la Orden de Calatrava, muestra una altiva Torre del Homenaje con tres estancias superpuestas, que en la actualidad acoge el centro de interpretación de la histórica ciudad.

Desde allí emprendimos viaje a Madrid, no sin desviarnos en la A-316 a nuestro paso por Torredonjimeno para descubrir su castillo de origen musulmán remodelado tras la conquista por la orden de Calatrava.

Desde el habitáculo Pensando fríamente más con la cabeza que con el corazón, es verdad que el A5 no aporta más que el actual A4 – cuya llegada de la última generación es inminente -. De hecho, no es mejor en su comportamiento, tampoco difiere en la presentación de su habitáculo y para colmo el acceso a las plazas traseras es más limitado. Además a igualdad de mecánicas, TDI Ultra, supone un incremento en su precio de 4.130 euros, pasando de los 36.090 € del A4 2.0 TDI Ultra a los 40.220 €, que cuesta el Audi A5 Sportback 2.0 TDI Ultra, modelo objeto de la prueba. Aunque tampoco es menos cierto que comparado con el A5 Coupé, tiene más que ganar, pues es mucho más habitable y además 620 euros más barato.

En nuestro caso, nos sentimos atraídos por el Sportback y su particular silueta, que lo difiere de lo que actualmente hay en el mercado en cuanto a que esta berlina de clara vocación coupé cuenta con un portón trasero comunicado con el habitáculo. Precisamente este particular detalle no sólo ofrece versatilidad y facilidad de uso, sino que su imagen aporta un diseño cargado de atractivo. Imaginaos que en nuestro particular viaje por Jaén, queremos transportar una bici y disfrutar con ella de largos paseos por la Vía Verde del Aceite – caminos que discurren por antiguas vías ferroviarias -, pues en este vehículo podemos hacerlo sin desmontarla. Eso sí, siempre y cuando no llevemos a nadie detrás. Está claro que a su maletero no le falta volumen, pero tampoco le sobra con 440 litros, pues goza de un amplio portón, formas muy regulares y aprovechables en los que abundan ganchos y argollas, que facilitan una mejor sujeción de la carga. Además se encuentra bien rematado por sus guarnecidos y tejidos utilizados.

Al igual que ocurre con el A5 Coupé, el A5 Sportback pierde la plaza central trasera, aunque a diferencia del primero deja de ser un estricto 2+2 para convertirse en un cuatro plazas con todas las letras.

Sus ventanas sin marcos enfatizan su aire deportivo y cuentan además con un sellado tal, que se traduce en una notable insonoridad dentro del habitáculo.

De puertas para adentro y posicionados al frente del volante destaca por su cómoda postura de conducción, su alta calidad percibida y excelentes ajustes. Además de por su larga lista de elementos opcionales con el que podemos superar con creces su precio base. En este caso los extras se pagan y bien. En la unidad testeada portaba climatizador de tres zonas (680 euros), sistema de navegación MMI Plus (2.875 euros) y una serie de elementos que conforman el Paquete Técnico (1.5125 euros) que incluye sensor de ángulo muerto Audi side Assist, faros de xenón con cambio automático de luces de cruce y carretera, ayuda al aparcamiento Audi Parking System Plus con cámara trasera incluida y tres programas de conducción a través del Audi drive select.

Conclusión Tras nuestro viaje por estas fortalezas medievales en los que habita la memoria histórica a través de monumentos únicos, queda por calificar a nuestro protagonista: el Audi A5 Sportback 2.0 TDI Ultra. Un coche sólido en el más estricto sentido de la palabra, sin ruidos que plasmen algún desajuste de piezas, que hace de los viajes nuestro más firme aliado, pues mantiene un aplomo abrumador, con una excelente calidad en los acabados, espacio a bordo y elevado confort. Además, aporta un ajustado consumo, que se refleja en nuestro bolsillo a la hora de llenar el tanque de combustible. Sin duda un ideal compañero de viaje para los largos trayectos y aunque la citada suspensión puede resultar algo seca, siempre la podemos dulcificar con el modo de conducción ‘comfort’ u optando por la suspensión estándar de serie.

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>