Equipa diversos elementos encaminados a mejorar el confort climático

Mercedes-Benz Clase S Cabrio

Cuando llegue el año 2020, Mercedes-Benz contará con nada menos que 30 modelos en su gama, aunque antes de que estos ocurra la marca de la estrella sigue abriendo fronteras en segmentos donde antes era impensable y la última prueba es este Clase S, su buque estandarte, que contará por vez primera con una versión descapotable.

Mercedes siempre ha sido una marca innovadora en cuanto a confort climático incorporando nuevos dispositivos y sistemas innovadores, que también recibirá el nuevo Clase S dentro de su habitáculo encaminados a regular el control climático. Así se encuentran el sistema automático de protección contra el viento AIRCAP, el sistema de calefacción a nivel de cuello AIRSCARF, los reposacabezas con calefacción, la calefacción de los asientos en las plazas traseras y un climatizador totalmente automático.

El nuevo Clase S se une a la larga tradición de Mercedes-Benz en descapotables de lujo. De hecho, ya en la década de 1920, los descapotables de lujo que salían de la fábrica de Stuttgart combinaban la libertad que produce el conducir un descapotable con el confort y la seguridad que transmite una berlina de la marca de la estrella. Desde el comienzo de la producción en la posguerra, los mejores modelos de Mercedes contaban con una variante descapotable. Estos incluyen el 170 S (W 136) desde 1949, el 220 (W 187) a partir de 1951 y el 300 S (W 188) de 1952.

Después de los famosos “Ponton” Cabriolet 220 S (W 180) y 220 SE (W 128) fabricados entre 1956 y 1960, llegó en 1961 el 220 SE Cabriolet perteneciente a la serie W 111, un descapotable de cuatro plazas con un diseño considerado atemporal a día de hoy. Durante ese período Mercedes-Benz ofrecía cinco modelos diferentes en estas series de modelos: el 220 SE, 250 SE, 300 SE (W 112), 280 SE y, por último el top modelo, el 280 SE 3.5 que portaba un ocho cilindros. en total se fabricaron 7.013 unidades de estos descapotables en Sindelfingen. Por el momento, la gama de modelos de Mercedes-Benz no contaba con un descapotable de lujo. De hecho, el nuevo SL de la serie 107 era el que cultivaba la tradición del descapotable en la marca de Stuttgart, pero era un biplaza.

Los descapotables de Mercedes-Benz se encuentran hoy en día entre los modelos clásicos más solicitados y los precios se han situado en consecuencia. Ejemplos de esto son los descapotables de la serie 111, cuyos precios están recogidos por la guía de precios estadounidense de reconocido prestigio, American Hagerty. En su estimación un 280 se 3.5 del último año de construcción en 1971, en condiciones prácticamente perfectas, tiene un valor alrededor de 290.000 dólares norteamericanos. Hace diez años la cifra de este modelo era de uno 115.000 dólares. Aunque este no es, de ninguna manera, el precio tope conseguido. Basta señalar que un ejemplar de este modelo en excelentes condiciones fue subastado en agosto por RM Auctions alcanzando un precio de 429.000 dólares.

Artículos relacionados:

etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>